Sabias que...?

OHAGURO

El origen hay que buscarlo en el Ohaguro, una técnica ancestral que consiste en el tinte de los dientes, practicado por las mujeres japonesas.

Ohaguro japonés ha sido una tradición desde tiempos antiguos(siglo VIII) hasta el comienzo de la era Meiji

Ohaguro

Blanco y Negro
Originalmente, el ohaguro era prácticado solo entre las familias ricas, ya que era  un símbolo de la alta nobleza japonesa
Durante la era Edo, las mujeres de la clase alta se aplicaban 'oshiroi'  (polvo blanco)a la cara para no mostrar su expresión.
El blanco de la propia dentadura no se consideraba bello; recurrieron a un color totalmente opuesto,
el negro de 'ohaguro' se encontraba en agudo contraste con la cara blanca , que terminó siendo todo un símbolo de belleza.
Se consideraba que se era más hermosa si los dientes eran negros, por lo que se teñian varias veces a la semana.

El  tinte es una mezcla de  óxido ferroso , té y  vino de arroz.

Una mujer  se iniciaba en el ohaguro al entrar en la edad adulta, que se consideraba que era alrededor de la edad de nueve años.
Más tarde, en el periodo conocido por como el de los Shogunes, el Ohaguro empezó a tomar como significado la madurez,  por la cual las mujeres se tintaban los dientes de negro para dejar ver que eran casadas.

Durante casi 200 años las mujeres casadas estuvieron tintandose los dientes de negro.

'Ohaguro' llegó a representar claramente la edad, la ocupación y estado civil.
Esto significaba que una mujer, es obediente  a su marido porque el negro no puede ser teñido con otros colores.
Es evidente que negro tiene una profunda conexión con la idea de la fidelidad.

Se habla de un acto muy curioso de las mujeres japonesas de la actualidad, cuando se ríen la gran mayoría se tapa la boca.

Se dice que , con el pasar del tiempo, las mujeres se empezaron a cansar e incluso a avergonzar del tinte negro al que estaban aún sometidas por tradición; de modo que cuando reían  se tapaban la boca para evitar mostrarlos,  y esta costumbre se ha llevado de generación en generación hasta nuestros días, aunque el ohaguro ya se haya dejado de practicar.



Comentarios

Actualmente no hay comentarios. Se el primero en enviar uno.

Escribir Comentario

Sólo usuarios registrados pueden enviar comentarios.