Totems Animal
Inicio » Totems Reptiles y Anfibios » Detalles Totem
  
SERPIENTE
Sabiduría, Curación, Iniciación, Eternidad, Transformación.

 

Las serpientes (Serpentes) u ofidios (Ophidia) son un suborden de saurópsidos (reptiles) diápsidos  caracterizado por la ausencia de patas y el cuerpo muy alargado. Se originaron en el  período Cretácico.

Algunas poseen mordeduras venenosas, como las cobras y las víboras, que utilizan para matar a sus presas antes de ingerirlas. Otras serpientes, como las boas y pitones, matan a sus presas  por constricción.
Se reconocen 456 géneros y más de 2.900 especies.

Es probablemente uno de los reptiles carnívoros más conocidos y temidos en todo el mundo. Es también un símbolo muy importante en muchas las mitologías, que la consideran como los creadores de la tierra, el agua, y mucho de lo que vemos y conocemos a nuestro alrededor.


Las serpientes tienen los sentidos de la vista y el oído muy limitados. Algunas poseen receptores infrarrojos  los cuales les permiten "ver" el calor irradiado por otros animales. No puedan oír con claridad sonidos transmitidos por el aire, pero son sensibles a las vibraciones del suelo.

Las serpientes utilizan principalmente los receptores de olor  de su nariz. La lengua pasa las partículas de aire al órgano de Jacobson en la boca para su examen.
Otra característica de su lengua es que termina en dos ramificaciones, por lo que se denomina bífida. La lengua bífida se usa para captar partículas químicas y ayuda a detectar a sus presas y las nuevas situaciones, es por eso que continuamente sacan la lengua.

Se mueven a través de la contracción y relajación de sus músculos. Se renuevan por temporada. Como reptiles, dependen de la luz solar para alimentar su movimiento.

La mayoría de las serpientes se reproducen poniendo huevos, pero algunas especies el cuerpo de la madre retiene los huevos hasta que las crías están totalmente formadas para vivir de una  manera independiente.

Cuando la serpiente llega a nuestras vidas, es a menudo por razones profundas que nos ayudan a recordar nuestra conexión con el mundo y lo sagrado en general.

Serpiente nos enseña que estamos interconectados, que somos parte de un microcosmos como por ejemplo una cultura o un cosistema, y también parte de un gran macrocosmos que incluye  todos los seres vivos.
Serpiente nos lleva de vuelta al nacimiento del mundo, al momento en que todo era nuevo y había un gran potencial para el cambio y el progreso. Nos recuerda que no estamos tan lejos de nuestros inicios primitivos y nos ayuda a comprender el poder que tenemos que cambiar nuestro  propio mundo.
Serpiente nos enseña a renacer, para convertirnos en el creador de nuestra propia vida.
Nos enseña el poder y la sabiduría de aprender a usar el poder. Cómo utilizamos la energía en nuestras vidas  determina cómo nos sentimos y la cantidad de control que tenemos, tanto sobre nosotros mismos como con otros.

La serpiente se suele representar con círculos y espirales. El significado de estos símbolos es muy importante. Ambas son imágenes muy sagradas en muchas culturas. El propio círculo es un simbolismo de varias capas, lo que indica el alma, "lugar seguro", el mundo, el mundo interior, entre muchas otras cosas. Espirales también nos muestran caminos dentro o fuera, que muestran que nuestra energía está en constante movimiento en forma de espiral.

Serpiente nos recuerda nuestro lugar en el esquema de las cosas. No somos más importantes que otros seres humanos u otras criaturas, ni somos menos importantes. 
 

Serpiente nos desafía a saber cuál es nuestro lugar y recordar el sentido de la humildad cuando actuamos. Es importante ser humilde y darse cuenta de que sólo somos una parte muy pequeña de este mundo.
Serpiente nos recuerda que somos parte de una gran cadena de  acontecimientos. Todo lo que  hacemos influye sobre todos y todo lo demás, en el pasado, presente y futuro. Debemos responsabilizarnos de nuestras acciones, y aceptar las consecuencias. Sólo cuando realmente  podemos tener los resultados de nuestras acciones - ya sea positivo o negativo, saludable o no saludable - podemos comenzar a entender dónde estamos en relación con el gran espíritu. Y sólo entonces podremos empezar a tener una relación significativa con el mundo que nos rodea.  Serpiente nos hace responsables y nos pide que nos juzguemos a nosotros mismos de manera justa y lógica.